lunes, enero 02, 2006

Las navidades más aburridas de mi vida

Después de un fin de año que no fué nada del otro mundo (al menos me tuvo entretenido un rato, jeje), me ha hecho reflexionar que estoy pasando las navidades más aburridas y pasivas de toda mi vida.

Todo el día en mi cuarto, leyéndo, viéndo películas o series, jugando a la consola, escuchando música. Leyéndolo ahora hasta parece un plan atractivo, pero es que 15 días iguales ya me tiénen hasta el rabo. Creo que tengo una pequeña depresión, si es que se puede llamar así. No me gusta ir en plan "dar pena" por éstos lares, pero es que me aburro tanto en mi habitación que tengo que hacer algo si no me quiero volver loco.

Creo que el tema del trabajo me ha afectado más de lo que yo pensaba... el no tener nada que hacer, ver que se te acaba el dinero y cada vez hay más gastos (el día 31 me pusieron dos multas de tráfico, para acabar bien el año). Me ha llegado todo a la vez: los reyes, el amigo invisible, dos multas, internet, la cena con los compis de cinesa (al menos ése día si me lo pasé bien, como los hecho de menos a todos), el teléfono (pedazo de factura). Ufff, me pongo malo cada vez que lo pienso.

Luego, cuando me apetece salir a tomar algo, después de pensar durante horas si realmente me apetece o no, nadie puede o quiere salir, o están haciéndo otras cosas, o demasiado lejos. No sé si serán casualidades pero como me jode todo.

Luego las cosas en casa no están excesivamente bien, de hecho están de puta pena. El otro día mi padre se puso como loco (da MIEDO) porque estaba yo a las 4 de la mañana jugando a "Las dos coronas" en la consola y por lo visto él lo estaba oyendo. Luego mi hermana (un saludo desde aquí, zorra), invade mi intimidad de una manera alucinante (se mete en mi ordenador a ver mis fotos y mis conversaciones grabadas del msn), por lo que se ha enterado de lo que vosotros sabéis. No me parece justo que una cosa tan seria tenga que saberla por su faceta cotilla e irritante que tiene, éso debía haberlo decidido yo, el como y el cuando. Lo peor de todo es que lo niega... En éstos momentos no puedo ni mirarla a la cara del asco que la tengo y la repugnancia que me hace sentir hacia ella. Pero se pasará, como siempre. Hasta la he comprado reyes y todo... No se si soy gilipollas o que cojones me pasa.

En fin, no sé que más poner porque me estoy poniendo un poco atacado y nervioso. Mejor dejamos que los acontecimientos sigan su funesto curso.


Como me sigo aburriendo voy a seguir escribiendo por aquí y os contaré mi Nochevieja, ok?
Después de comer las uvas y de unos saludos de nuevo año un tanto... tirantes e incómdos en mi casa (por lo que os he contado antes), me fuí para Madrid a ver que se terciaba en la última noche del año (en realidad primera). Después de sentir lo que una sardina en lata en el metro (increíble la cantidad de gente que hay), llegué a mi destino. Estuvimos toda la noche en un bar con un ambiente un tanto "familiar", no sé como describirlo vaya. El caso es que las tres primeras horas fue divertido y todo. Flirteando incluso con alguna persona, la mar de bien vaya. Pero luego ya me estaba aburriendo de lo lindo, había uno (que por lo visto sale en los programas de "saber popular" como a tu lado, o salsa rosa etc, lo cual ya lo dice todo), que no paraba de tocar el puto bongo, tambor, darbuka o lo que cojones sea eso, QUE ME ESTABA PONIENDO DE LOS NERVIOOOOOOOOOOOOSSSS toda la puta noche. En fin, que cuando ya llegó la hora de que se abriera el metro me fuí a casa y dormí durante 9 plácidas horas... hasta ahora, que no he salido de casa todavía.

En fin, que un saludo a todos, que me voy a fumarme un pitillo a la terraza.

2 comentarios:

L. Jackson dijo...

De verdad siento, niño, que no lo pasases de la hostia en Nochevieja. Estaba a otras cosas, tu sabes. Aparte que a mi también se me trastocaron muchos planes a última hora... pero bueno, la verdad es que no me puedo quejar ni mucho menos de como acabé... Y nada, que las Navidades son eso, más días, no deben ser diferentes al resto...
Ahora lo que tenemos que enfocar es lo que viene... nuevas pelis en temporada pre-oscar... más capis de series... saliditas festivas. Miremos p'alante este 2006, que ya verás como nos va a ir de puta madre.
Un besote.

Zarzaparrilla dijo...

Jo que envidia tengo, menudo fin de año, ¡cabrón! En fin, como bien dices, miremos a éste nuevo año con ojos positivos, a ver que nos espera. No puede ser peor que el 2005, o, quizás el peor año de mi vida, el 2004.